15/11/08

Al otro lado del arco iris


Carica es un niño de siete años, que vive con su abuelo, sus padres y sus hermanos en una humilde casa en un pequeño pueblo de Portugal. Como todo niño, aguarda ansioso que se acabe el día y llegue la noche, para abrir sus regalos de navidad, un momento para el cual se preparó todo el año esperando recibir de parte de Santa Claus una bicicleta.
Llegada la noche y finalizada la cena, el niño con una gran impaciencia, arenga a los familiares a que se acerquen al árbol de navidad para develar el misterio de los regalos, pero al recoger el suyo, se decepciona al descubrir que es imposible que en ese pequeño paquete que lleva su nombre, se encuentre la bicicleta de sus sueños.
Triste y desilusionado, arroja al aire el libro de cuentos que le regalaron y se va a llorar a su habitación. Su abuelo va tras él e intenta convencerlo de que le dedique unos minutos por que quiere contarle un cuento que está dentro del libro que le trajo Santa Claus. Luego de muchos regaños, el niño acepta escuchar a su abuelo y se sienta en sus rodillas presto a oír la fantástica historia del caldero de oro al final del arco iris, que dice que quien siga el recorrido del arco iris hasta el final, se hará acreedor de una tinaja gigante cargada de monedas de oro.
El niño lo escucha atentamente y comienza a imaginar las cosas que haría si encontrara ese caldero de oro: en primer lugar se compraría la bicicleta admirada y luego ayudaría a sus padres y a su abuelo para que compren una casa más grande y confortable que la que tienen.
Y el deseo se le cumple. Una mañana, estando en la escuela, Carica ve a través de la ventana que la lluvia cesó y que un inmenso arco iris atraviesa los campos. Sin pensarlo, sale corriendo del aula dispuesto a seguir la línea de los siete colores para llegar hasta el botín tan preciado. Pero no todo el camino lo hará a pie, ya que en el trayecto logrará robarle la bicicleta a un ladrón de naranjas que se encuentra haciendo de las suyas en la copa de un árbol. A partir de allí, el niño pedaleará incansablemente, intentando llegar al otro lado del arco iris, pero antes deberá sortear algunas situaciones que pondrán en peligro su integridad.
Una pareja de secuestradores lo meten en un auto con la intención de venderlo en el mercado negro infantil y lo privan de su libertad durante algunas horas maniatándolo a una silla. Pero Carica, desplegando su astucia logra escaparse y se refugia en la deplorable morada de un mendigo, que le ofrece protección a cambio de que comparta con él la mitad del botín en caso de que logre toparse con el caldero, al final del camino.
Finalmente, después de mucho esfuerzo, el niño llega al final del arco iris (que termina justo en el centro de un fabuloso castillo medieval) y se alza con la vasija llena de monedas. En el camino de regreso, reflexiona y llega a la conclusión de que si no fuera por el mendigo, seguramente hubiese muerto, así es que al llegar a la tienda del pordiosero, le entrega el total del botín.
Al regresar a su hogar, su familia lo está esperando. Le cuenta a su abuelo lo sucedido, y le agradece que le haya contado el cuento, por que sin él, nunca hubiera valorado tanto a su familia, llegando a tomar conciencia de que lo importante son los sentimientos y que los bienes materiales solo producen una felicidad efímera.
Un excelente corto. Gonzalo Galván Teles hace un muy buen uso de los recursos técnicos, y los pone al servicio de esta pequeña historia, especie de fábula rural en la que subyace una moraleja de un altísimo valor metafísico, si se tiene en cuenta que quien moviliza a la enseñanza, es un niño de siete años.

Este film se presentó en el 21º Festival Internacional de Cine de Mar del Plata en la Sección Miradas Breves/Lo que vendrá.
O OUTRO LADO DO ARCO IRIS (Portugal. 2004, 20 minutos, 35mm, Color). Dirección: Gonzalo Galván Teles, Producción: Fado Filmes, Elenco: J. Miguel Direitinho, N. Breyner, J. Horta, F. Salgado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails